Tocando el techo de México – Citlaltépetl 2015

Antes de que se me pase la euforia de ésta experiencia quisiera dejarlo plasmado para la posteridad e incitar a los demás miembros de BCM a vivir esta experiencia y porqué no… también a miembros nuevos que tienen ganas de comenzar en este deporte tan fregón como lo es el montañismo, y que claro que como todo reto se necesita compromiso, dedicación y esfuerzo.

Todo comenzó el año pasado unos 15 días después de haber hecho el ascenso al volcán Iztaccíhuatl… ¿ Qué sigue? ¿Qué plan para el el 2015? y ya saben que en BCM nos caracterizamos por no quedarnos quietos. Pues un poco incrédulos propusimos programar el ascenso al volcán más alto de México: El  Citlaltépetl. La meta ya estaba puesta, se definió la fecha: El puente de noviembre de 2015.

Por allá de Junio en una de las tan famosas “juntas de admins” se programaron semana a semana los entrenamientos de resistencia y altura entre los que estaban los ascensos a: La Viga, El Potosí, La Marta, El Coahuilon, etc. Algunos con camping, otros solo de entrada por salida.

Cabe mencionar que para este ascenso se tuvieron que reunir ciertos requisitos, que por seguridad del equipo y de cada integrante se tenían que cumplir, ya que como cualquier montaña se tiene que mirar con respeto e ir lo mejor preparado que se pueda para tener las mayores probabilidades de éxito y lograr la tan anhelada cumbre. Así pues se terminaron de definir los asistentes al tan esperado Pico de Orizaba, el techo de México: los 5634msnm (según marcó wikiloc). Eramos Ariel, Ruben, Vicky, Alex, mi tío Ángel y yo (Cuahutenco).

Cumpliendo fecha a fecha con los entrenamientos en las distintas montañas de Nuevo León y Coahuila se fué acercando la fecha… y un Domingo antes de la salida al Pico de Orizaba lo tomamos de descanso, cada uno de los integrantes fué libre de hacer con ese día lo que mejor le pareciera, en mi caso me fui de camping con Nelly, Puga y Vertolin a San Antonio de las Alazanas.

En la semana del ascenso, los mensajes en el grupo de whatsapp del #EquipoPico eran para afinar los últimos detalles de la salida, renta de crampones, pantalones de montaña, cascos, cámaras y también los “ya vamonos ahorita”, si ya saben como somos.

Así el día llegó, el Jueves con los nervios el #EquipoPico nos vimos en el aeropuerto, cuando llegue mi compare Rubén andaba haciendo bola toda su mochila porque no lo dejaron pasarla con todo el equipo por fuera. Vicky aún no documentaba porque hacia falta que le llegaran a entregar los crampones, Ariel… Ariel se iba hasta el día Viernes en la noche.

Llegamos a Puebla donde ya nos estaba esperando mi hermano y nos llevó a casa de mis papás, ahí como ya es costumbre nos tomamos unas buenas chevechitas para sacar los nervios previos a la aventura, cenamos y a dormir.

El Viernes tuvimos una caminata tranqui por el pueblo de Tochimilco cerca de Atlixco que es donde viven mis papás, ahí estabamos cerca del volcán Popocatépetl a unos 2200msnm que ya comenzaban a pesar en la respiración, entre que andabamos turisteando un rato, mi papá nos habia platicado de una bebida artesanal de ese pueblo: el tecojote y pues ahí andabamos probandolo.
image

Tomando con mis papás el tan famoso “Tejocote” en Tochimilco, Pue. Foto: Adrian Cuahutenco

image

En el Ex-Convento de Tochimilco parte del #EquipoPico. Foto: Kike Lopéz

wpid-20151113_112957.jpg

Plazita de Tochimilco, al fondo el volcán Popocatépetl. Foto: Kike Lopéz

La noche llego y preparábamos la mochila con el equipo y todo lo necesario para los dos días que estaríamos en la montaña, ya habíamos hecho las compras de víveres, pasaríamos a Puebla por Ariel que llegaba a eso de las 10:30pm al aeropuerto y ahora sí! tomar rumbo hacia Ciudad Serdan donde nos encontraríamos con mi primo Alex y mi tío.

Llegamos a Ciudad Serdan donde ya nos estaba esperando el señor Eduardo, que era quién nos subiría al refugio de Piedra Grande a unos 4200msnm. Mi primo tuvo un pequeño problema y llego un poco tarde, en fin… cuando llego pasamos las cosas a la camioneta, pasar a dejar los carros a casa del señor Eduardo y tomar camino hacia el refugio. Para ese entonces ya estábamos un poco cansados y todos subimos durmiendo un siesta hasta eso de las 5 am que llegamos a Piedra Grande; ya estábamos ahí a los pies de ese imponente volcán… ¡si era en serio! ¿lo vamos a subir? ¡claro, somos BCMs!.

Para la hora que llegamos muchos grupos  que buscarían la cumbre ese día ya habían salido; generalmente la caminata se comienza a la 1 de la mañana, y por ello tuvimos la suerte de que nos tocaran lugares dentro del refugio, llegamos desempacamos sleepings y a buscar un lugar donde acomodarnos en ese momento: todos separados.

Nos amaneció a eso de las 8  cuando comenzaron a escucharse muchos comentarios de que la gente que había salido en la madrugada a buscar la cumbre se estaba regresando; la razón: el clima. Y es que para esa hora el volcán estaba cubierto por neblina y estaba lloviendo, si! lloviendo! entonces las personas no quisieron arriesgarse y mejor abortaron misión.

Entre que había mucho ruido por la gente que entraba/salia del refugio intentábamos dormir lo mas que pudiéramos; ya que según lo leído, el cuerpo se acostumbra al cambio de altura más rápido cuando se esta en reposo y más aún durmiendo. Total que personas llegaban al refugio y otras comenzaban a irse, fue cuando logramos estar todo el #equipoPico juntos. Nos levantamos a preparar el desayuno: unas quesadillas platicar y desentumirnos un poco y volver a dormir -.-

A eso de las 3 de la tarde nos levantamos nuevamente a preparar la comida/cena, ya que nos esperaba el comienzo del ascenso a la una de la mañana y entre mas tiempo tuviéramos para descansar era mejor; cuando nos levantamos vimos con sorpresa que seguía lloviendo, esto bajo los ánimos de todos los presentes en el refugio, ya que si no mejoraba el clima al otro día era casi imposible hacer el ascenso, seguían llegando personas que lo habían intentado y se escuchaban comentarios como: Las piedras en el laberinto están congeladas, la tierra se convirtió en hielo, esta lloviendo allá arriba… etc. Todo apuntaba a que podría abortarse la misión Citlaltépetl para los BCMs. Preparamos nuestra comida: huevos revueltos con jamón. Las platicas en la comida fueron acerca de planes alternos si es que la montaña al otro día no permitiera el ascenso y qué podríamos hacer, teníamos dos opciones: 1- Darle así con lluvia hasta donde se permitiera y regresar 2- Quedarnos en el refugio hasta el día Lunes y ver como amanecía el clima e intentarlo. Después de hacer cálculos de tiempos y de comida, por decisión unánime quedo que intentaríamos la cumbre el día Domingo, fuera cual sea el resultado, total la montaña ahí se quedaría y podríamos regresar otro día que ella tuviera más ganas de que la subiéramos.

Terminamos de comer y alguien entro efusivamente al refugio gritando “¡¡ya dejo de llover!!” y así como la entrada de los Simpsons se comenzó a despejar, la lluvia se fue y la neblina poco a poco fue mostrando los maravillosos paisajes que nos escondió toda la mañana. ¡Los ánimos habian vuelto!. Sin pensarlo mucho y aprovechar esa ventana de buen tiempo le pedí al equipo que se preparara para dar una caminata montaña arriba, esto para avisarle al cuerpo la friega que le esperaba, todos entusiasmados salimos del refugio a caminar y pudimos ver ahora sí… donde estábamos.

IMG_5603

El cofre de Perote al fondo. Foto: Alejandro Robles

IMG_5605

Equipo Pico reconociendo el camino. Foto: Alejandro Robles

IMG_5601

La neblina dejaba poco a poco la montaña. Foto: Alejandro Robles

La caminata duro poco mas de 30 minutos cuesta arriba, que para sorpresa de todos, nos costo un poco. Todos bajamos acelerados y poco incrédulos que solo esa caminata tranqui nos había exigido de más (eso lo comentamos todos al otro día al bajar del volcán).

Entre algunos de los comentarios hechos en esa caminata, mi tío había dicho:

La montaña está así, porque nadie le ha pedido permiso de subirla.

Entonces al ir bajando de la caminata, yo volteé a ver hacia arriba, donde se suponía debía estar la imponente montaña y dije: ¡No seas gacho volcán, danos chance… todos venimos con la mejor de las intensiones en subirte, nos hemos preparado y todos merecemos estar allá arriba, lo hemos esperado por un año, solo damos chance! (y no! yo no había fumado nada). Simplemente fue ser respetuoso con la naturaleza y ser humilde antes tan imponente coloso.

Llegamos al refugio nuevamente y comenzamos a preparar nuestras cosas para el ataque al día siguiente, en la mochila: botiquín, lamparas, pilas extra, chocolates, agua, electrolitos, crampones. Todos a ponerse la ropa que ocuparíamos para que en la mañana solo nos levantáramos y agarrar camino.

La tarde-noche transcurrió sin problemas, todos acostados y emocionados porque el clima había mejorado notablemente a eso de las 8 pm todos entraban y salían del refugio con el comentario: ¡El cielo esta despejado!, ¡se ven las estrelllas!. Nos dormimos escasas 5 horas, ya que la idea era comenzar a caminar a la 1 de la mañana y así tener una holgura de tiempo mayor para cualquier eventualidad.

Eran las 12:30 am cuando se comenzaron a oír ruidos en el refugio, todo mundo estaba preparándose para salir a conquistar la montaña mas alta de México. Así también los BCMs nos comenzábamos a preparar y que fuera lo que la montaña decidiera, ¿nos daría oportunidad de conquistarlo? no lo sabíamos, lo que si es que estábamos entusiasmados porque el día por el cual nos habíamos preparado meses había llegado.

Desafortunadamente mi tio Angel amaneció con malestares en el estomago y decidió a ultima hora mejor no intentarlo y quedarse en el refugio a descansar y así evitar tener que regresarse a mitad de camino, un poco triste la decisión pero la aceptamos todos.

Era la 1:30 de la mañana cuando comenzamos a agarrar camino hacia la montaña, paso a paso, en la obscuridad total, donde solo veíamos la luz de nuestra lampara y escuchábamos la respiración del compañero de adelante, los ruidos de bastones moviendo pequeñas piedras, si veías hacia atrás poco a poco íbamos dejando el refugio de donde se veían aun saliendo mas personas con el mismo objetivo que nosotros: La cumbre.

El camino de tierra se nos fue pasando un poco rápido, como eso de las 3:30 estábamos en el inicio del laberinto, un lugar que en la subida solo vimos piedras enormes, que estaban resbaladizas por la capa de hielo que habían tenido un día anterior, solo fuimos buscando las pequeñas banderolas que marcaban el camino para evitar una zona llama “La canaleta” que era la manera directa y más rápida de llegar al glaciar, pero por las condiciones de hielo era imposible pasar por ahí… cuando habíamos pasado esta parte del laberinto revise la ruta de wikiloc para saber que tanto nos faltaba para el tan anhelado glaciar de Jamapa, según esto ya lo estábamos pisando, aquí nos dimos cuenta del daño que esta sufriendo el planeta tierra y bueno también lo desactualizados que están los mapas, ya que desde el momento que revise la ruta hasta donde estaba realmente el glaciar pasaron mas de 15 minutos de caminata.

Aproximadamente a las 4:15 estábamos al inicio del glaciar, aun y que el cielo estaba despejado no lográbamos distinguir mas que una mancha blanca en nuestro frente, nos reagrupamos dimos las ultimas indicaciones de como se iba a atacar el glaciar y hacer nuestro mejor esfuerzo para llegar a la cumbre, nos pusimos los crampones y comenzábamos…

La sensación de estar pisando nieve ya la conocíamos de las cumbre nevadas de Arteaga, pero esta nieve se sentía diferente, se veja diferente, parecía que estábamos pisando polvo de diamantes, ya que la luz de las lamparas generaba unos destellos fregones. La verdad al comenzar el glaciar no sabíamos que tanto tiempo nos iba a tomar el llegar a la cumbre, y la verdad tampoco nos importaba… El Citlaltépetl nos había ya recibido hasta este punto de muy buena manera… y lo mejor estaba por venir…

Sueltitos, uno a uno íbamos en fila india sin despegarnos mucho y dejando a que cada uno agarrara su paso íbamos cuesta arriba… y que cuesta!!!

Eras las 5:30 de la mañana y casi sin haber avanzado nada… los primeros rayos de sol querían asomarme para mostrarnos en donde fregados estábamos… Poco  a poco se fue aclarando el panorama y la naturaleza nos regaló creo yo … uno de los mejores espectáculos que pocos tenemos la dicha de presenciar y donde se da uno cuenta de la magnitud e inmensidad de la montaña… al oriente se comenzó a dibujar sobre la tierra la sombra del Citaltépetl… que a ojo de buen cubero llegaba hasta la ciudad de Puebla… ya que la sombra se veja más alta que el volcán Iztaccíhuatl y el Popocatépetl, que también ya alcanzábamos a ver…

20151115_063538La sombra del Citlaltépetl más alta que el Popo y el Izta. Foto: Adrian Cuahutenco

A este punto del glaciar, la pendiente ya se iba  viendo… esa pendiente que muchas veces vimos en fotos y vídeos en las juntas del equipo en Monterrey, ahora… los BCMs ya estábamos ahí…

El glaciar, es algo que podríamos platicarles y describirles, pero no podrías definir tanta inmensidad y majestuosidad… con nuestro pasito volcanero íbamos disfrutando y avanzando…

20151115_072050Hechando un descansito. Foto: Adrian Cuahutenco

20151115_074010 Lo que nos faltaba (hasta donde llegaba nuestra vista en ese momento). Foto: Adrian Cuahutenco

20151115_064442_resizedRuben Run y Ariel en un descansito. Foto: Ruben Pequeño

Una vez que cada uno agarro su paso, nos agrupamos en paso similares, quedando: Ruben y Ariel al frente, Vicky yo en medio y mi primo cerrando fila. Así pues me fui un buen rato con Vicky platicando y disfrutando el camino, los dos incrédulos de estar ahí, llego un momento en que Vicky comenzó a sentir que le dolían las piernas… y  no era para más llevábamos unas dos horas y media forzando el cuerpo cuesta arriba, entonces me decidí a separarme para no forzarla de mas y poder avanzar un poco mas rápido esa cuesta que no terminaba, ya que de momento veíamos ya cerca a Ariel y Ruben y de repente… ¡pum! ¡desaparecían!… ya que los llegaba a tapar los pequeños montículos que hay en el cono volcánico, y no! ya nunca los pude alcanzar!! y eso que eran cerca de 20 metros de diferencia… cuando yo me decidía a meterle power para de una vez por todas irme con ellos… no!! ellos avanzaban y eso era cuento de nunca acabar… Así mejor ya me fuí en solitario en medio del grupo, analizando y pensando cada vez que veía hacia arriba.. ¡Qué carajos hago aquí! Pero mi subconsciente montañista BCM me contestaba: ¡Tú querías estar aquí … así que a darle cabrón! ¡Falta poco! (ajá si).

El ascenso era una competencia pareja entre las cordadas y quienes íbamos sueltos, de momento ellos nos pasaban y en otro rato nosotros rebasábamos, sin prisas, sin fuerzas, pero si con mucha actitud de llegar a la cumbre…

El glaciar nos tomo aproximadamente 4:30 a 5 horas caminarlo, al pasito y contando en mi caso, los últimos pasos por tandas de 20pasos y descansar… 20 pasos y descansar… y así el grito que había esperado desde hace un buen rato… Ariel y mi compare ya había llegado a la cumbre… Ariel esperando en el borde del cráter y gritándome a menos de 6 metros… “ya llegaste, ya estas aquí, no falta nada…” tomé el ultimo aliento para avanzar esos últimos enormes 6 metros, saque el celular y grabe el momento en que iba llegando a la cumbre… en mi frente estaba el cráter de ese coloso, era algo impresionante e increíble que ya había llegado… me dirigí hacia donde estaba Ariel, lo abrace… y felicite por el gran logro… le pase el celular para que el siguiera grabando y  yo llegar a la cruz que marcaba la cumbre… en esa cruz que estaba escarchada de hielo por las bajas temperaturas y la velocidad del aire que corre alla arriba… Estaba a menos de 20 metros de estar en el techo de México… tocando la cruz con las ultimas fuerzas que me quedaban busqué a Rubén para hacer lo propio y felicitarlo… fue un abrazo tan cálido y sincero, en el cual sin decir palabras, lo que se sintió fue lo mejor… un sentimiento de que a ambos nos había costado llegar a la cumbre, nuevamente abrace a Ariel y sinceramente les di las gracias a los dos, por seguirnos el pedo… porque siempre que sale un plan nuevo, debe haber quien te haga segunda… y esos… son los BCMs…

Ya en la cumbre, veiamos que había mucha gente… eran los de la confraternidad que habían hecho el ascenso por la cara sur del volcán… los tres nos juntamos admiramos el logro que habíamos conseguido, créanme… nadie se la creía… habíamos llegado…  todos esos entrenamientos y dedicación rindieron frutos… estábamos en la cumbre mas alta de México…

Cada uno se quedo con lo que la montaña le regalo, nadie interrumpió el momento del otro… Por mi parte primero que todo le llamé a una persona muy especial para mi, que fue muy importante en este logro… alguien que me aguanta andar en las montañas cada fin de semana en mis entrenamientos y que me apoya, porque en lugar de andar como una pareja normal en un fin de semana… yo ando en mis montañas y esta persona siempre me ha apoyado… y la neta ahí fueron las primeras de cocodrilo que se me salieron, porque valoré lo que hace por mí, porque es un apoyo incondicional como me lo dijo en la llamada… También llamé a mi papá para avisarle que ya estábamos en la cumbre, y pues ya encarrerado el ratón… y con las palabras que me dijo siguieron las de San Pedro… en fin… le preste mi teléfono a Ariel y Ruben para que llamaran a quien quisieran…y compartir con alguien muy especial también…

Claro que no tenia que faltar avisarle a los demás cabrones de BCM que no habían sabido nada de nosotros desde el día Sábado en la madrugada que apagamos los celulares… Me acomodé en el lugar dónde me llegara la señal de datos al celular y mandarles un mensaje al grupo del whats:

Buen dia grupo…

20151115_100314

Como era de esperarse los mensajes comenzaron a llegar, los cuales les leí a los que ya estábamos en cumbre…y para que les cuento lo que nos ponían en el wuats… –si ya saben como somos-.

Pero nos faltaban dos… Mi primo y Vicky… que unos 5 minutos después vimos llegar a la más fregona y fuerte del grupo… la gran Vicky una mujer que se gano más mi respetos porque la vi como lucho contra el cansancio y claro ejemplo que de que con determinación y mucho… mucho corazón se logran las cosas, el abrazo bien merecido a Vicky que también de sus lentes le salían unas  de cocodrilo… y todos lo entendimos… todos vivimos lo mismo,  a mi primo Alex también lo recibimos con un gran abrazo ya que realmente había apoyado en el ultimo tirón a Vicky… un abrazo con mi primo que a pesar de que no lo ví en todo el año, estuvimos esperando esa salida para compartir y qué fregona convivencia!!!… Dejamos que ellos asimilaran el logro, de verdad la montaña te hace encontrarte contigo mismo, te hace más humilde y te enseña muchas cosas… TODOS, lo entendimos…

Una vez ya todos en la cumbre, platicamos, descansamos, admiramos la belleza de ese volcán, que nos había recibido de la mejor manera, el clima súper fregón, todo estaba despejado… pudimos ver hacia la cara sur el Sierra Negra, que es donde esta el Gran Telescopio Milimetrico.

20151115_093358Volcan Sierra Negra. GTM. Foto: Alejando Robles

Ya que nos la habíamos creído, ahora si… las fotos grupales en la cumbre y las personales y no podían faltar las -selfies-…

 

DCIM101GOPROGOPR2697.

La Banda Señal. Foto: Adrian Cuahutenco

Y con ustedes los cumbreros BCM del Citlaltepetl 2015:

20151115_095010Mi compare Ruben Run. 

20151115_091337Ariel “El quesos” Sierra

20151115_095916El primo Alex y la increíble Vicky

20151115_095310_001Su servilleta Cuahutenco 😉

Y como cierta frase lo dice:

La cumbre es la mitad del camino

Aún nos faltaba la bajada, una bajada que seria muy diferente, el sol comenzaba a picar y aunque el clima estaba genial, comenzamos a bajar… otra vez al glaciar, a volver a maravillarnos aun más con ese enorme masa de hielo que ahora íbamos a descender… aquí cada quien se fué a su paso… poco a poquito, con mucha precaución por lo pronunciado de la pendiente, los primeros eran Ariel y mi compare Run como a la llegada, en medio ya iba Vicky seguida por mi primo Alex y al final yo… cerrando el grupo y disfrutando ese panorama.

Al igual que en la subida quise alcanzar en este caso a Vicky, pero no,  las matemáticas y los cálculos de aproximación no salían… trate de apresurar el paso y fue donde me cayó el veinte y me dije: ¡¡que fregados estas apurandote a bajar, disfruta, aprecia!! no todos los días estas aquí! y si! agarre el piolet e hice un agujero en la nieve y me senté a admirar la vista que tenia en ese momento: al frente un inmenso glaciar, a un costado a lo lejos los volcanes Popo e Izta, al otro lado… la pendiente bien marcada de poco mas de 45 grados, hacia arriba… hacia arriba parecía que se iba a caer esa pared de hielo sobre mi…

Poco después de mi break en el que paso un morro deslizandose en su tabla por todo el glaciar… si! deslizandose… la neta que huevos de cabron!! espere por seguridad a que bajara un poco más para poder avanzar.

Al final logre alcanzar a la imparable Vicky y nos volvimos a sentar y admirar eso que pocos tienen la dicha de presenciar… platicamos un rato, ambos sorprendidos por lo maravillosa que es la naturaleza y foto!!

20151115_112636Vicky y Cuahutenco apunto de terminar el glaciar de Jamapa. Foto: Adrian Cuahutenco

Después de la platicadita con la gran Vicky, terminamos de una vez por todas el glaciar, casi corriendo en el ultimo tramo, claro! ya no había tanta pendiente… si pendejos no somos hehe. Ahí ya estaban esperándonos Ariel, Ruben y Alex, nos quitamos los crampones y la gran sorpresa… al voltear podíamos admirar lo que acabamos de subir y bajar: el glaciar de Jamapa.

20151115_113535Glaciar de Jamapa. Foto: Adrian Cuahutenco

20151115_113402

El primo Alex (alias Silver Surfer)

20151115_113248

Ruben, la imparable Vicky y Ariel. Vicky foto!!!

20151115_113204

Mi compare Ruben, Cuahutemoc y Morris

20151115_113145

Cuahutenco

 De aqui en adelante la caminata fue muy tranquila por las veredas que en la madrugada habíamos pasado completamente a oscuras, el tan mencionado laberinto lo bajamos de manera directa, entre que ya se estaba derritiendo el hielo de la mañana, se hizo un lodazal tremendo que unas cuantas veces fuimos a dar al suelo. Una vez saliendo del laberinto el sendero se torno más amable.

20151115_124508_003.jpg

BCM Power Saliendo del Laberinto. Foto. Alejando Robles

Ya estábamos más cerca del refugio donde mi tío no esperaba, Ariel se arranco a correr porque ya traía una asunto que ir tirar a otro lado del monte. Tan rápido entro al refugio por papel que mi tío no lo vio, porque cuando llegue yo con el me pregunto si yo era el primero en bajar, le dije que no! que Ariel ya había bajado antes, en fin! mi tío nos recibió con un cálido abrazo de esos que son sinceros acompañado de las obligadas felicitaciones… y ahí afuera del refugio nos quedamos a esperar a que bajaran los demás…

20151115_13545020151115_135845

Y así los BCMs a la 1:30pm habíamos completado una misión más… quedamos maravillados de lo que la montaña nos ofreció y cómo nos recibió… algo si les puedo asegurar… los BCMs que subieron a la cumbre más alta de Mexico no fueron los mismos que bajaron… algo pasó… algo que es muy personal nos sucedió y cada uno de nosotros, vivió, sintió a su manera. Una montaña te cambia la forma en que vez la vida, te hace apreciar más lo que tienes, todo a tu alrededor… simplemente la montaña te conquista…

Para finalizar quisiera agradecer de la manera más sincera a mi familia que siempre me ha apoyado en mis locuras, a los BCMs … esos cabrones que siempre hay alguno que te siga el pedo y que como alguien alguna vez también me dijo… “ustedes no son un grupo de montaña, son una familia“… ustedes son mi familia BCMs!!! Como ya lo mencione a esa persona que esta a mi lado a pesar de no andar Domingueando o antreando en fin de semana… gracias por entenderme y apoyarme… #TeQuiero :D.

Pero sobre todo gracias a la madre naturaleza y a esa inmensa montaña que recibió a estos 6 cabroncitos novatos con chingos de ganas de conocer la cumbre del Citlaltépetl… Gracias por recibirnos de tal manera. Les aseguro que este ascenso se quedará para siempre en nuestras mentes y corazones…

Recuerden que con esfuerzo, dedicación y empeño… los sueños se pueden lograr…

#SoyBCM #NoSoyGuia #EstoyPendejo #EquipoPico #LosQuiero

20151115_095633.jpg

…..

¿Y que sigue para los BCMs?

Si ya saben que no nos podemos quedar quietos.

Esperen noticias pronto…

by Adrian Cuahutenco

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s